Índices

Hace tiempo descubrí, no sin cierto asombro, que determinados algunos seguidores del blog se habían de-suscrito (¿existe el palabro?) de lo que yo publicaba. En uno de los casos, quizá porque no lo/la conozco, no pregunté nada. Otro de ellos sí me sorprendió, aunque debo decir que creo conocer el motivo (o la desmotivación). Tampoco he preguntado, creo que no me corresponde —cada cual tiene sus razones y demás cosas…—, aunque sí he de decir que me entristeció un poco. En fin, cosas que pasan…

Tenía en mente escribir sobre gemelos malvados, de esos que aparecen en los espejos, o te los encuentras por la calle, al cruzar, frente a tu paso de peatones, o pagando en tu mismo café, los doppelgängers. Pero no saco el ratito para redactar un post decente, a la altura de la gente que se molesta en leerlo. Tengo que volver a marcar un tiempo para esto de las publicaciones, más que nada porque ahora sí me apetece escribir (bueno, humildemente, lo llamaré escribir… falta arrojo, decisión y lectura, desde luego).

Sin embargo, quería dejar constancia de una frase que he encontrado en esos papeles de artículos, que se convierten en lecturas tediosas, interminables, que ni en AVE a Sevilla ni en insomnio por la noche te acabas de leer. Y no porque no me interese el tema. Al revés. El problema es que tampoco puedo decir que me centre. Estar pendiente de mil y un cosas a la vez te convierte en lectora rápida y pesimista, aunque ansío creer que llegará un momento en que jamás pueda decir “he desaprovechado mi tiempo”.

Decía, por no irme por las ramas, que Esteban Aguilar y Zúñiga, en su Estatua y árbol con voz política, canónica y soñada (Madrid, Julián de Paredes, 1661), realiza una valoración muy interesante del uso de índices y tablas en la producción de libro antiguo español, pues

los índices sirven a los doctos y dañan a los ignorantes. Son fuentes los libros, el índice es vapor. Éste no mata la sed, pero señala quién la mata: quien de él se ceba no bebe doctrina, sino nube de ignorancia.

¿No habré estado siendo ignorante fijándome sólo en el “índice” de las personas, de demasiadas? No quiero pensar que consumo vapor, pero quizá debiera centrarme más en gente más cercana, que por A o por B siempre se acaba llevando la peor parte, y dejar de consultar tantos índices innecesarios; leer el “texto” completo, alejándome de los hitos biográficos. A veces, no sé si de las prisas, del tiempo, de las excusas, acabas des-conociendo a la persona en cuestión. Desde luego, un problema (y una pena), porque quizá ahora más que nunca, las verdaderas relaciones de amistad son las que forman pilares indestructibles, esas que solventan estos “malos tiempos para la lírica”.

Al menos, mi texto completo (es que sigue siendo un libro de lectura diaria) me regala rosas muy bonitas que florecen en mi salón.

Anuncios

~ por Amelia Edwards en marzo 18, 2012.

6 comentarios to “Índices”

  1. Hay que reconocer que la cosa ha caído un pelín… Tengo dos entradas pendientes para mi blog y varias entradas del holandés y tuyas también en tareas pendientes…. Curiosamente, cuando curraba disponía de más tiempo para internet que ahora, que soy padre a tiempo completo. Mi rato de ocio (tras acostar a los nenes) se lo dedico a mi Epiphone y a la consola a partes iguales.

  2. ¿Más cosas curiosas? Atended a esta. Hoy, cuando creemos que la tecnología, el interné, la conectividad y demás zarandajas nos permiten estar más cerca los unos de los otros, nos enfrentamos a peligros que no conocíamos antes. Las redes sociales son más capaces de crear malentendidos que todos los guionistas de sit coms americanas juntos, empezando por “Apartamento para tres”. Así, resulta que WordPress ha cancelado mi suscripción a este blog así, por las buenas, de la misma forma que canceló la tuya al mío. Y yo, despistado, como sabéis, acabo de pensar que no sería mala idea pasar por aquí, a ver por qué razón no había nada nuevo desde hace tiempo. Pero ya es tarde, el mal está hecho, y quién sabe si podrá ser reparado. He de decir, a título personal, que no es la primera vez que tengo este tipo de malentendidos con personas que fueron, y son, y serán, importantes para mí. También he de decir que me entristece un poco que, hasta la fecha, estas personas no hayan considerado oportuno concederme el beneficio de la duda.
    De modo que ahora toca buscar, de nuevo, el botón “suscribirme a este blog”. Y ponerme al día, también. Dentro de un rato, me llaman para entrar en la timba de Magic.

  3. Yo juraría que sigo suscrita a las tuyas, porque me llegan al correo y la mayoría de las veces las leo íntegras ahí y luego se me olvida pasarme (el plasta del Indalecio tampoco es que sumara en positivo…). Por eso, últimamente las leo y ni os respondo (a ambos sendos dos, Nico y tú), porque no dispongo del tiempo que quisiera.
    Claro que te ofrezco el beneficio de la duda, al final soy una especie de cacho de pan. Pero veo que ha surtido efecto la llamada de atención, jejeje.
    Voy a revisar mis listas, a ver si tengo yo algún problema con mis suscripciones. En cualquier caso, ha sido WordPress… no cabe ninguna duda. ¡Buen finde! (yo le dije a Carlos que quería retarlo a Magic… cuando consiga mi mazo, os comentaré).

  4. Cosas que pasan… En cualquier caso, soy yo quien te debe una disculpa, de las gruesas, ya que ha sido por mi causa que José Indalecio anda con su santurronería trasnochada en este sitio. ¡Mil perdones!

    En cuanto al Magic, yo me apunto de cuando en cuando, pero estos (la tríada mágica) andan en ello todas las semanas, sólo tienes que darle un toque al Abuelo.

  5. Al tiempo que escribes aquí, yo respondo iracundamente al santurrón en dos entradas encima de ésta. Está en cola de spam, creo que no volverá a ver publicadas sus palabras. Si no, yo personalmente me encargaré de borrarlas.

  6. Ya lo he visto, merecido lo tiene, el andoba.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: